Llámanos: +34 91 710 20 54 | Campus Virtual | Alumni

¿Qué diferencias hay entre internacionalizar y exportar?

¿Qué diferencias hay entre internacionalizar y exportar?

Habitualmente se habla de la exportación de un producto por parte de una entidad y de internacionalización de empresas como si fuesen procesos sinónimos. Aunque a grandes rasgos se podrían considerar como tal,  hay algunas diferencias entre internacionalizar y exportar. Las recogemos en este post.

¿Alguna vez te has planteado dar el salto a la internacionalización de tu empresa? ¿Has pensado en exportar tus productos a otras regiones del mundo? A pesar de que habitualmente hablamos indistintamente de estos dos procesos, lo cierto que es que existen varias diferencias entre internacionalizar y exportar.

Si nos referimos a este último concepto, exportar es vender a clientes de otros países, bien de forma puntual por alguna razón concreta, o bien durante un periodo de tiempo amplio. La inversión que requiere vender en países extranjeros no es tan alta como la que requiere la internacionalización pero, como consecuencia, el impacto que logrará tu empresa en un mercado en el que simplemente exporta es mucho menor.

Internacionalizar una empresa, por su parte, es un procedimiento mucho más complejo porque no se trata solo de vender fuera del país de origen, sino que consiste en implantar tu negocio y tu marca en otros países, adaptarte a su mercado y posicionarte en él. Esto conlleva una inversión mucho mayor que se traducirá en una mejora de la reputación de la marca y con ello las ventas.

Por tanto, si estás comenzando en el mundo de la expansión de la empresa a otro país, debes tener en cuenta que el primer paso a dar será más sencillo si exportas que si internacionalizas. De esta manera podrás conocer, sin demasiados riesgos, los mercados en los que quieres moverte a través de, por ejemplo, ferias internacionales, agentes comerciales y otros intermediarios.

Tras haber analizado el nuevo mercado y haber establecido si es el más adecuado para alcanzar los objetivos definidos ya podrás plantear la posibilidad de dar el salto definitivo a la internacionalización. Para ello tendrás que disponer, por lo menos, de un Plan Estratégico, un Plan Comercial y un Plan de Marketing que permita valorar las metas en el corto, medio y largo plazo.

Ahora que ya sabes las diferencias entre internacionalizar y exportar seguro que ha cambiado algo tu percepción sobre los negocios internacionales. ¿Quieres saber más? Quizás te interese el Master in International Business de Next IBS.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies

¡Completa el formulario y accede al Curso!

  • Online
  • Gratuito

He leído y acepto la política de privacidad