Llámanos: +34 91 710 20 54

Cómo convertir una pequeña empresa en una multinacional

Cómo convertir una pequeña empresa en una multinacional

¿Alguna vez te has planteado la idea de convertir tu pequeña empresa en una multinacional para que puedas vender tus productos o servicios en otros rincones del mundo? Te damos algunas claves que te ayudarán a hacer este sueño realidad.

Muchos pequeños empresarios ven como a sus negocios locales se les ha quedado pequeño el mercado para el que operaban y aspiran a poder crecer no solo a nivel nacional, sino a transformar esa pequeña empresa que fundaron hace unos años en una multinacional que opere a nivel mundial.

A priori, parece un reto difícil porque ello supone invertir grandes cantidades de dinero, un aumento de personal y una gran motivación empresarial que debido a la crisis económica ha echado a muchos empresarios para atrás. Sin embargo, empresas como Zara o la cadena de restaurantes americana McDonalds empezaron siendo negocios familiares que actualmente se encuentran entre las empresas que más facturan a nivel internacional.

Para lanzarse a este nuevo proyecto empresarial, y dando por hecho que se dispone de los recursos económicos necesarios para llevarlo a cabo, lo primero que hay que hacer es un estudio de mercado que establezca si el resultado es propicio para poder seguir trabajando. Esto determinará si el producto que se quiere vender tiene grandes competidores y si el público al que se dirige es lo suficientemente numeroso como para introducir una nueva empresa en el sector. 

A ello habría que sumarle un estudio que determine en qué zonas geográficas el proyecto empresarial puede tener éxito ya que cada localización tiene unas necesidades específicas. Además, el empresario debe ser consciente de que necesitará de nuevas áreas que faciliten el plan estratégico. Entre ellas es fundamental tener un departamento de innovación, de internacionalización y de marketing, todos ellos con un equipo bien dirigido.

Por otra parte, según el portal web La Franquicia, el hecho de internacionalizar una pequeña empresa a través de una franquicia tiene dos ventajas principales, y es que en el caso de las empresas españolas se cuenta con un espacio europeo muy accesible además de ser un mercado culturalmente asequible. Sin embargo, también el mercado latinoamericano ofrece algunas ventajas para las empresas españolas por la proximidad cultural que, unida al potencial y a la receptividad existentes, ofrecen una gran oportunidad para las nuevas multinacionales.

En el proceso de consolidación del negocio es necesario tener en cuenta varios factores como una elección correcta del máster de formación, la adaptación al mercado del concepto de negocio, la aplicación de los métodos de trabajo y la supervisión de la evolución. 

En Next IBS también creemos que una formación adecuada es necesaria para emprender y lanzarse al mercado internacional. Por ello, ofrecemos el Máster Internacional en Creación y Aceleración Empresarial (MICAE), y el Master in International Business (MIB), dirigidos a formar a profesionales capaces de liderar empresas dedicadas al comercio exterior y afrontar con eficacia los retos de la gestión empresarial.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies